5 consejos para comprar de forma inteligente un auto seminuevo

¿Sabías que comprar un auto es la segunda inversión más grande que realiza una persona, solo por detrás de una casa? Ante este dato, en México existen diferentes opciones para comprar un auto usado: tianguis de autos, internet y venta entre particulares, por mencionar algunos. Por ello es importante conocer la ruta de una compra para evitar dolores de cabeza y riesgos en tu seguridad financiera y física.

Por eso te damos cinco consejos para la compraventa de un auto seminuevo:

Compra de forma segura

Si lo consideras pertinente, no cierres el trato inmediatamente; regálate un par de días para pensar y tomar la mejor decisión. Evalúa las formas de pago: si bien la mejor opción es el de contado, hay planes de crédito en agencias que te pueden convenir.

Elige el coche perfecto para ti

Si ya decidiste comprar un auto, primero debes definir el coche que deseas comprar; marca, modelo, versión y año. Luego define el monto que estás dispuesto a pagar, y recuerda que instituciones como Procuraduría Federal del Consumidor (Profeco) y la Asociación Nacional de Comerciantes en Automóviles y Camiones Nuevos y Usados (ANCA) determinan que un coche cuando sale de la agencia pierde entre 20 y 40 % de su valor original, así que investiga el precio de la unidad nueva y haz cuentas.

Revisa su historial y papeles

Si ya tienes la opción perfecta para ti, es hora de comenzar con la cabeza fría e investigar el historial del auto y verificar su documentación. Revisa que coincidan el número de serie (VIN) con el de la tarjeta de circulación, placas y engomados; y que las tenencias y verificaciones vehiculares estén en regla. Recuerda que si algo no concuerda o tienes dudas es mejor dejar pasar la oferta y seguir la búsqueda de tu próximo auto.

Conoce su estado físico y mecánico

Después de ver la documentación del coche, es momento de tener el primer contacto y revisar la belleza exterior y salud del auto. Si no sabes nada sobre mecánica, hazte acompañar por un especialista que revise el auto y descarte afectaciones por inundaciones, incendios o incluso choques que a la larga sean costosas luego de comprarlo. Al igual, revisa su estado exterior de pintura, carrocería y aspectos en interiores.

Realiza una prueba de manejo

Antes de tomar la decisión final de compra, no olvides realizar una prueba y poner tus manos al volante del auto para corroborar que todo funcione bien. Recuerda tomar nota de cada acierto y falla en el coche, desde cómo arranca el motor, si la transmisión se encuentra bien y hasta el funcionamiento del sistema de infoentretenimiento (en caso de contar con uno), aire acondicionado, entre otros factores.

Sé el primero en comentar

Dejar una contestacion

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.


*