Chevrolet del Ecuador, invito a PatioTuerca y a otros medios especializados a compartir un día la experiencia High–Power con la nueva D-Max.

High-Power

El viernes pasado nos reunimos en el concesionario de Autolandia en la Av. Mariana de Jesús donde antes de partir a nuestro destino, el pequeño poblado de Lloa, los organizadores dieron las instrucciones al grupo. La sorpresa comenzó cuando las camionetas nos esperaban en la “Cima de la Libertad” monumento simbólico de la Batalla de Pichincha. Desde este punto comenzaría la travesía por el volcán Pichincha hacia un lugar preparado entre las montañas, para realizar las pruebas que ratifican todas estas nuevas característica y prestaciones de la D-Max High Power.

Nuevamente tuve la oportunidad de manejarla, pero ahora con un instructor a bordo. Cesar nos comentaba todo lo que podemos hacer con la nueva camioneta, mientras avanzábamos por un camino de 2do orden. El paramo era parte del paisaje y estábamos sobre los 3500 mt de altitud y realmente la camioneta se comportaba eficientemente.

High-Power

Pasamos unos tramos de lodo a una velocidad moderada y es fascinante como el control de estabilidad y de tracción se activa automáticamente para evitar el derrape que en otras condiciones es normal.

Sin duda Isuzu a trabajado en grandes detalles de estos motores donde 2,5L Turbo diésel CRDI de geometría variable VGS, cambia por completo el desarrollo y eficiencia, dándole una potencia mejorada de 320 Nm con 134 Hp hace que este motor marque su diferencia con la generación anterior.

Chevrolet no escatimo en nada para que la High Power tenga potencia, rendimiento, tecnología, seguridad y ahorro de combustible. Características que sin duda hay que destacar y que se manifestaron en esta travesía.

Para llegar al lugar planificado por la marca del corbatín, tuvimos un ascenso y descenso por montaña en un camino sinuoso, donde pudimos probar el control de pendiente y el control de descenso, tecnología que hace que el riesgo de un accidente disminuya notablemente para cualquier persona que este al volante de este vehículo.

Ya desde lo alto veíamos el campamento con la pista de pruebas, al llegar el frío nos acogía, pero era más la adrenalina generada en nuestro cuerpo que dejamos el frío a un lado. La experiencia se realizaría por estaciones donde se probó las prestaciones de esta pick up, empezamos con el control de tracción y estabilidad donde la camioneta dejaba una rueda en el aire, la cual patinaba en su eje. El control de tracción hace que esta se detenga y la fuerza de tracción pasa a las ruedas estables para así ejercer el movimiento necesario para que el auto continúe su camino.

High-Power

La siguiente pista era un montículo de tierra donde el grado de inclinación de la D-Max era tan pronunciado que podías ver al vehículo totalmente de lado, la suspensión sin duda ayuda de manera eficiente para este tipo de maniobras. Otra cosa que debo destacar en estas pruebas es que la camioneta no pierde su estabilidad en ningún tipo de terreno, sea lodo, agua, rocas, caminos maltrechos, etc. Realmente fueron pruebas exigentes para el vehículo, pero sin duda todas las supero con grandes resultados.

Todos los participantes pudimos probar la High Power en estas condiciones y después de un par de horas lo único que estas camionetas tenían eran huellas de lodo a sus lados. Para mí fue completar una experiencia sin duda gratificante porque la High Power Full, no solo te da la confianza y la seguridad de manejarla, transmite al conductor la tranquilidad que en su día a día de trabajo puede hacerlo sin preocuparse de que su herramienta no responda.

Después de toda esta emocionante experiencia nos dirigimos hacia la hacienda – hostería “La Antigua” en la población de Lloa, donde nos esperaba un canelazo caliente y un almuerzo tradicional. Sin duda con esta travesía y las pruebas realizadas otro tipo de auto se hubiese maltratado, pero la D-Max High Power se encontraba en las mismas condiciones como cuando todo empezó. Es decir, al vehículo no le afecta la altura, ni los malos caminos y además sigue respondiendo en carretera con la misma potencia, seguridad y confort para todos sus ocupantes.

Por: Jorge Jaramillo